The Visit

El documental del mes: Diciembre 2015 Por Ignasi Ferrer

"Si los extraterrestres nos visitaran, el resultado no sería muy diferente a la llegada de Colón a América. Y ya sabemos que no fue muy bueno para los nativos americanos.”Stephen Hawking

No estamos solos en el universo. Ni que sea por una cuestión de probabilidades, parece evidente que existen formas de vida diferentes más allá de nuestro sistema solar. Una certeza que la literatura y el cine, por ejemplo, ya se han encargado de simular centenares de veces, la mayoría de las cuales no de manera muy optimista. Gigantescos insectoides o crueles humanoides atacando la Tierra utilizando la fuerza bruta o una tecnología avanzadísima para destruirnos son una constante.

Lo más cerca que hemos estado del contacto con civilizaciones extraterrestres ha sido cuando algún individuo ha visto sospechosas luces en el cielo o extraños dibujos en campos de trigo. A pesar de que la humanidad se ha esforzado en entablar contacto con otras culturas a partir de mensajes a través de ondas de radio, como el mensaje de Arecibo, aparentemente no hemos recibido respuesta. Aunque, como desarrollan películas como Men in Black (Barry Sonnenfeld, 1997), quizá los extraterrestres no se han manifestado como tal, sino que viven camuflados entre nosotros.

Sea como sea, no se conoce hasta la fecha que haya habido contacto entre humanos y seres alienígenas, más allá de algunos rumores conspiranoicos. Este detalle es aprovechado por el documentalista danés Michael Madsen (nada que ver con uno de los actores fetiche de Quentin Tarantino) para simular cómo sería la llegada de un extraterrestre a la Tierra en The Visit (nada que ver con la ficción de terror homónima de Shyamalan).

The Visit parte de una premisa interesante que refuerza con entrevistas a miembros de la ONU, militares, biólogos, portavoces del ministerio de defensa de Londres, teólogos, astrobiólogos de la NASA… Todos aportan su punto de vista y sus dudas, hablando a la cámara como si esta fuera el extraterrestre recién llegado al planeta.

Es interesante darse cuenta de cosas que a priori pueden parecer absurdas, pero que en caso de que se cumpliera la hipótesis deberían afrontarse, como la falta de un portavoz por parte de la humanidad para hablar con el alienígena. A diferencia de lo que sucede en las películas, el presidente estadounidense no sería el interlocutor de consenso. Tan amantes de los protocolos que somos la especie humana y este tema sólo se ha tratado una vez en las Naciones Unidas.

A partir de estos testimonios, apreciamos cómo sería la redacción de un comunicado de prensa para mantener a la población informada y tranquila o el despliegue militar en caso de que su presencia fuera amenazadora. Entre medias, secuencias a cámara lenta de gente caminando o corriendo por la calle que sirven para ilustrar el estado de cada situación que analiza el documental, desde la calma o la ignorancia, hasta el miedo o la paranoia. Michael Madsen también se deja influenciar por la ciencia ficción cuando incluye secuencias sobre fondo negro que refuerzan los sentimientos y que reverberan en la mente del espectador como un viejo conocido. A pesar de ser un documental, Madsen no renuncia a una cierta estética cinematográfica, aunque se le va de las manos cuando uno de los testimonios recrea cómo sería su entrada en la nave espacial.

the visit 1

A pesar de lo interesante de la propuesta, la cámara lenta de The Visit pasa de ser un recurso estético a un elemento redundante y cargante, un recurso demasiado recurrente que divide la narración en dos grandes bloques conceptuales: las intervenciones de los testimonios y los planos ralentizados. Por otra parte, la película también tiene problemas con la coherencia. De manera exhaustiva, analizan las diferentes opciones que se podrían suceder si un extraterrestre viniera a la Tierra, alejándose de mostrar la hipotética nave o ser. Sin embargo, cuando se simula la entrada en la nave se abusa de los detalles, alejándose de la objetividad. Se entiende que es lo que sueña el testimonio y se entiende qué pretende el director, pero en este aspecto se deja influenciar demasiado por la recreación, un camino que ha evitado andar durante el resto del largometraje.

Resumiendo, The Visit es una estimulante reflexión sobre cuántas alternativas se podrían suceder, dependiendo de sus intenciones, si una raza extraterrestre viniera a la Tierra. Aunque quizá la peor reflexión de todas, el peor poso, sobre todo para los estudiosos del tema, es una de las dudas que nos acompaña desde siempre: ¿y si estamos solos en el universo? Atribuyen una cita, probablemente errónea, a Stephen Hawking, que afirma que la prueba de que no existirán los viajes en el tiempo es no haber recibido visitas de los turistas del futuro. ¿Y si con los extraterrestres sucede lo mismo? ¿Y si la prueba de su (in)existencia es que todavía no nos han visitado? ¿Será el documental de Madsen una de las mayores aproximaciones de la humanidad a una cultura extraterrestre?

 

TRAILER:

Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Email to someone

Comenta este artículo

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>